La Historia de Optical Metalcraft

Fue en la Barcelona de 1946 cuando Alberto Marcet i Balletbó y Rafael Carbó, emprendedores entusiastas y expertos trefiladores de metales en la famosa fábrica Olivetti, fundaron Optical Metalcraft. Inspirados por las primeras pelícu-las de Hollywood, se valieron de sus conocimientos en mecánica para iniciar un negocio casi desconocido en el país: la fabricación de gafas de sol con montura metálica. En un contexto histórico dónde era imposible importar tecnología y conocimiento, su ingenio y pasión fueron el motor principal para arrancar la marca. Los primeros prototipos los fabricaron de forma totalmente artesanal y con herramientas rudimentarias, llegando a utilizar los recortes desechados por el fabricante de mamparas para Vespa y los alambres sobrantes de las teclas de las maquinas Olivetti.
En un contexto de autarquía, desarrolló toda la tecnología necesaria para poder producir en grandes cantidades y hacer crecer el negocio. Sus diseños tuvieron tanto éxito que rápidamente se convirtió en líder del mercado español en fabri-cación, con una cartera comercial que contaba con más de 3000 clientes, inclui-das las más prestigiosas cadenas de ópticas. Tras un paréntesis de más de 30 años, la marca es relanzada en 2017 por el nieto de Alberto, Albert Marcet i Olmo, bajo el nombre de Metalcraft. Rindiendo homenaje a las líneas clásicas que car-acterizaron la marca, Metalcraft vuelve con una herencia histórica y la ilusión renovada para ofrecer de nuevo gafas de sol de máxima calidad, cuidadas hasta el más mínimo detalle.

1946 –

Nace Optical Metalcraft

Inspirados por las películas de Hollywood de los años 30 y 40, Albert Marcet Balletbó y Rafael Carbó fundan la compañía Optical Metalcraft, la primera empresa especializada en la fabricación de monturas metálicas en España.

1950 –

Patentes

Durante los años 50 los fundadores crearon y patentaron innumerables máquinas y modernos diseños de monturas.

1959 –

La Nueva Fábrica

Después de 13 años de duro trabajo, éste fue un año trascendental para la compañía. Don Rafael Carbó falleció a causa de un accidente automovilístico y se inauguraron las nuevas instalaciones de Metalcraft. Gracias a éstas, dotadas de la última tecnología, se aumentó la producción llegando a fabricar más de 800.000 gafas anuales.  La empresa se convirtió en la líder del mercado español en la fabricación de gafas de sol metálicas.

1960 –

Consolidación

Con un catálogo con más de 100 referencias, que incluían monturas ópticas y de sol, Metalcraft se convirtió en la marca española líder en exportación. Era muy habitual ver nuestros diseños  Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña, Noruega, Suecia, Algeria

1970 –

Expansión

Los años 70’s fueron sin duda los mejores años de Metalcraft. Con más de 150 referencias en nuestro catálogo, nuestra calidad y diseño eran imbatibles. En estos momentos contábamos con alrededor de 3.000 puntos de ventaen todo el mundo.

1981 –

Referentes del diseño

Las monturas redondas y atrevidas de los años 80’s. Un ejemplo más de los vanguardistas diseños de Metalcraft.

1982 –

La revolución del diseño

Se lanza el icónico modelo Metalcraft 82, dotado de un sistema intercambiable de lentes innovador en el mercado.

1984 –

Fin de una era

Nuestro fundador, Albert Marcet Balletbó nos dejó en 1984. Con él, la fábrica cerró sus puertas.

2017 –

Relanzamiento

La tercera generación Marcet mantiene la pasión y el espíritu emprendedor para relanzar la marca Metalcrat con diseños atemporales inspirados en antiguos modelos de Metalcraft.